actualizado el
26/12/17

 buscar en el sitio
 servicios
 enlaces
 agregar a favoritos
 quienes somos
 herramientas
 mapas
 el clima
 horas,medidas &
 distancias
 tipo de cambio
 aeropuertos
 la electricidad
 lista para viajes
 accesos a
 embajadas
 oficinas de turismo &
 cybercafes
 
   buceo / informes
Al agua en Bonaire

Al llegar a Bonaire, es inevitable sentirse contagiado por la paz resultante de verdes extensiones rodeadas de un mar de múltiples tonalidades verdeazuladas, un ambiente de tranquilidad y amabilidad se apodera del visitante y lo hace sentirse relajado, alejado de las multitudes de personas, los congestionamientos de tránsito, los excesos de ruido y las preocupaciones generadas por la inseguridad personal.

Ubicada a 80 km al norte de Venezuela, tiene como capital a Kralendijk, construida sobre un dique de piedra de coral donde aún se encuentra el Fuerte Oranje del Eilandskantoor, que data de 1837. Su principal actividad económica es el turismo, aunque aún continúa la explotación de la sal, cuyo origen se remonta tres siglos atrás.

No deje de visitar la reserva ecológica del Washington Park con más de 100 especies diferentes de pájaros y cactus. La isla está atravesada por manglares, estos pueden recorrerse en kayak para observar el ecosistema y la vida salvaje. Frecuentada por fuertes brisas, la bahía de Lac Bay es ideal para la práctica del windsurf.

La gente de esta pequeña isla es muy cordial y suele recibir al visitante con la expresión "bon bini", que en papiamento significa bienvenido. En lo que hace al alojamiento, las posibilidades son muy variadas: desde apartamentos en alquiler hasta exclusivos resorts, con canchas de tenis, restaurantes, piscina, spa y marinas, entre otros servicios.

Además de la tranquilidad de sus playas, el sol y el mar, Bonaire ofrece a sus visitantes, un mundo marino increíblemente bello para quienes bucean, podría decirse que el mayor atractivo y belleza de la isla se encuentra bajo el agua (30°), por eso goza de fama mundial como uno de los mejores lugares para practicar buceo.

Famosa por estar incluida entre los mejores destinos en el mundo para bucear, por su gran variedad de especies de corales y peces exóticos, la isla ofrece 80 sitios diferentes para snorkeling y buceo, afortunadamente todos están conscientes de esta "riqueza", por lo que en 1979 se creó el Bonaire Marine Park, con el objeto de conservar los vulnerables arrecifes de coral y la rica fauna marina que la rodea.

Sus barreras coralinas, que permiten la vida a miles de diversos tipos de peces, son accesibles fácilmente, y si prefiere un lugar más aislado para bucear, un corto recorrido en bote hasta la pequeña y deshabitada isla Klein Bonaire, frente a Kralendijk, será suficiente.

Dispone de excelentes operadores de buceo, que brindan cursos y organizan excursiones para todos los niveles a los mejores sitios, incluyendo restos sumergidos de barcos. En Bonaire es posible bucear directamente desde la playa, por lo que alquilar un auto permite explorar las aguas (en algunas zonas superan los 30 m de profundidad) que rodean la isla. Normalmente los sitios de buceo están señalizados en el camino.

Uno de sus principales sitios de buceo es Angel City, donde se encuentran los restos del naufragio del barco Hilma Hooker (William Express), yaciendo de costado con la popa a 15 m y la proa a 30 m, sitio ideal para la fotografía submarina. En el fondo arenoso cercano descubrirá un singular jardín viviente de anguilas.

Otros sitios para bucear son Alice in Wonderland, formado por dos arrecifes separados entre sí por una pared de arena; Carl´s Hill, ubicado en los alrededores del islote deshabitado Klein Bonaire; y Town Pier, el muelle cuya profundidad (6m) y cercanía lo hacen adecuado para buceos nocturnos.

Autor: Esteban Drubent

 

(click en las fotos)