actualizado el
09/04/18

 buscar en el sitio
 servicios
 enlaces
 agregar a favoritos
 quienes somos
 herramientas
 mapas
 el clima
 horas,medidas &
 distancias
 tipo de cambio
 aeropuertos
 la electricidad
 lista para viajes
 accesos a
 embajadas
 oficinas de turismo &
 cybercafes
 
   buceo / informes
Naufragios en Miami

A pesar de no disponer de los mejores sitios para el buceo en Florida, ya que no tienen condiciones tan favorables de visibilidad y temperatura del agua que la de los cercanos Cayos, e incluso menos riqueza de flora y fauna que estos, Miami y Fort Lauderdale ofrecen alternativas de inmersión sumamente atractivas para buzos con mucha o escasa experiencia.

Lo que hace interesante bucear en esta zona, son los casi 50 naufragios esparcidos en las cercanías de sus costas, entre los que podemos encontrar una plataforma petrolera, un viejo tanque de la 2da guerra, un avión Boeing 727 y un yate de 50 m que perteneció a la familia Woolworth.

Todos estos restos marinos están en un área cercana a la costa, de poco más de 30 km de extensión, a no más de 20 minutos de navegación, y a profundidades inferiores a los 45 m.

Esta increíble concentración se debe a que la mayoría de los mencionados naufragios han sido producidos de manera deliberada, como parte de un programa de formación de arrecifes artificiales, con el fin de favorecer el establecimiento de colonias coralinas y para que sirvieran de hábitat de la fauna marina.

El mencionado programa surgió en los años 70, para "reemplazar" los arrecifes naturales, muertos por la contaminación de las aguas vertidas por los desagües ciudadanos. Actualmente el programa no solo comprende la "recuperación" de los arrecifes mediante el hundimiento de barcos, aviones, etc., sino también un estricto tratamiento de las aguas que se vuelcan al océano.

Estos arrecifes artificiales han probado ser eficaces, creando, al menos, un medio ambiente apto para la vida de gran cantidad y variedad de pequeños peces de arrecifes, los que naturalmente atraen peces más grandes como caballas, barracudas, e incluso hasta tiburones.

Por otra parte el hecho de estar ubicados en sitios relativamente cerca de la costa, ha favorecido el buceo deportivo, que no necesita de horas de navegación para ofrecer escenarios y fauna atractivos para los buzos.

Como consecuencia del éxito alcanzado, el programa continúa su desarrollo y se complementa con medidas de protección que evitan la depredación y contaminación de la zona, hoy gracias a ello la visibilidad promedio supera los 20 m y no es infrecuente que alcance los 30 m.

Entre los naufragios para visitar destacamos:

Considerado como uno de los mejores sitios, Tenecco Oil es una plataforma petrolífera hundida en octubre del 85, ubicada a 2400 m de la costa, y a una profundidad de entre 25 y 60 m. Son infaltables los tarpones y las barracudas.

El Narwal es una pequeña embarcación de 45 m, hundida en el 86, que yace partida en dos a una profundidad de 45 m. Es ideal para recorrerla por fuera.

El C- One, el Conception y el Tug, constituyen un buceo de tres naufragios. Los tres fueron hundidos en la década del 90 a una distancia de 50 m uno del otro, habiéndose instalado marcas entre ellos a fin de evitar que los buzos se pierdan y favoreciendo una recorrida simultanea de los restos. La profundidad máxima es de 20 m y tienen una rica vida marina.

El Deep Freeze, hundido en 1976, es un barco alemán construido en el 58 y la nave más antigua del programa. Es posible internarse, a lo largo de los 70 m de su estructura, particularmente en sus cabinas, compartimiento de carga y sala de máquinas, no obstante el hecho de yacer a 42 m de profundidad hace necesario el uso de nitrox.

Patricia y Miss Karline, además de estar muy cerca uno de otro (200 m), también lo están de la superficie (16 m). Hundidos hace 7 años, a 15 m de profundidad encontrará dos tanques de la 2da. guerra que ya han atraído gran cantidad y variedad de peces.

Otro naufragio para ver es el Tortuga, carguero de 65 m, que fuera hundido en una impresionante explosión preparada para una escena cinematográfica de un film en el que participara Cindy Crawford. Hoy, descansando a 32 m debajo de la superficie, es posible ver la interesante vida marina concentrada entre sus restos.

El Lakeland, carguero de 66 m hundido en 1982, solo es para buzos expertos y con la utilización de Nitrox dado que reposa lateralmente a 43 m de profundidad.

Probablemente el naufragio más popular de Miami es el remolcador Orion (30 m de eslora), hundido en el 81 y luego partido en dos por el huracán Andrews. Esto no ha alterado las características de los buceos (29 m de profundidad) y la cantidad y variedad de coloridos peces que es posible encontrar.

Finalmente tenemos el Ultra Freeze, hundido en 1984, que yace a 36 m, y que ofrece una intensa fauna marina, al punto de atraer a quienes practican la caza submarina.

Autor: Eloy González

 

(click en las fotos)